La Asociación de Vecinos y Vecinas de l’Esquerra de l’Eixample, que cuenta con más de 1000 socios, ofrece una gran variedad de actividades. Sylviane Dahan, su presidenta, explica que hay desde talleres de idiomas (inglés, alemán, francés o catalán), talleres de memoria, actividades culturales de canto y baile o yoga, entre otros.

Como apunta Dahan, l’Esquerra de l’Eixample es «un barrio donde hay mucha gente mayor» y, por tanto, una proporción enorme de personas que quieren hacer cosas. Así, los cursos y actividades las realizan jubilados voluntarios que «utilizan su tiempo de manera generosa para compartir lo que saben en sus ámbitos».

Además, la presidenta destaca que la asociación «es un espacio plural». No se discrimina a nadie por razones de religión, ideología ni procedencia y se siguen valores como la solidaridad y el respeto a la diferencia. Todos los eventos están abiertos a todo el mundo: no hay restricción de edad, se pueden apuntar personas discapacitadas o recién llegadas y no es obligatorio tampoco hablar catalán.

Dahan también explica que intentan cubrir «todos los temas que preocupan en el barrio o en la sociedad en general». Así, se hacen charlas, exposiciones o actividades relacionadas, por ejemplo, con la vivienda, temas de género, problemas políticos y sociales actuales, etc.

De entre las futuras actividades destaca la exposición sobre las mujeres presas durante la dictadura franquista. La muestra, que comenzará el día 2 de marzo, se podrá visitar durante todo el mes y contará también con varias conferencias.

Redacción: Acelobert

Compartir:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter