Por: Gisela Izard.-

¿Te gustan las flores?

Hoy te explico las bondades del jazmín.  Es una flor que no se suele considerar alimento en Europa. Sin embargo, en Asia hace siglos que se toma el té de jazmín.

El jazmín es nativo de Himalaya, India, Paquistán y China. Se cultiva como planta ornamental, y también por su aceite esencial, sedante y antidepresivo. Es poético saber que el nombre de jazmín viene del árabe y significa “regalo de Dios”. Es usada para honrar a dioses y difuntos, ya que simboliza esperanza y espiritualidad, tranquilidad y pureza. Es una planta venerada en muchos países como símbolo de la belleza.

Cuenta una leyenda árabe el origen del jazmín: «Jasmine, era una joven beduina que vivía en el desierto y se protegía del sol cubriendo su cabello con numerosos velos. Un día, un príncipe la pidió en matrimonio, pero Jasmine, no era feliz encerrada en palacio. Entonces huyó a un oasis donde descubrió su rostro. El sol, al contemplar tanta belleza, convirtió a Jasmine en esta hermosa flor que, desde entonces, vive libre en los lugares más cálidos del planeta».

Beneficios del jazmín

  1. Calmante y antidepresivo: sus propiedades calmantes lo hacen ideal para ayudar a controlar la ansiedad, la hiperactividad, el estrés o la depresión. Reduce la frecuencia cardíaca.
  2. Somnífero: puede ayudar a regular el sueño en el insomnio. El jazmín tiene componentes que potencian la producción de melatonina. Algunos estudios afirman que es 5 veces más efectivo que los ansiolíticos químicos.
  3. Antiespasmódico y digestivo: es beneficioso para tratar problemas musculares y estomacales. Alivia calambres, la congestión, dolores intestinales y las molestias causadas por espasmos.
  4. Regula la circulación: rico en ácido salicílico, es un excelente remedio para estimular la circulación sanguínea y ayudar a prevenir enfermedades de la sangre. El té de jazmín se utiliza para tratar dolores de cabeza ya que promueve el flujo sanguíneo y mejora la presión arterial.
  5. Antiséptico y Analgésico: buen desinfectante natural, limpia e hidrata la piel y desinfecta heridas superficiales. Aporta humedad al pelo y aumenta su volumen natural. Sus propiedades antivirales, antibióticas y antifúngicas lo hacen ideal para cueros cabelludos sensibles o escamosos.
  6. Regula la producción de insulina: ayuda a regular los niveles de azúcar y de insulina en sangre.
  7. Antioxidante: el té de jazmín puede ayudarte para mantenerte sano y joven, y protegerte de los radicales libres. Favorece un mayor rendimiento cognitivo.
  8. Afrodisíaco: La flor del jazmín se asocia al amor y el romanticismo, ya que su aroma es más intenso por la noche. Se dice que aumenta la libido. En India, el Dios del amor, Kama, para despertar el amor en los humanos les arrojó flechas de flores de jazmín.
  9. Antiviral y antibacteriano: Beber té de jazmín ayuda en la prevención de las enfermedades respiratorias, resfriados y gripe. Si se inhala en un difusor, proporciona un rápido alivio de la tos y asma.
  10. Equilibra las hormonas: Ayuda con los cambios de humor y los sofocos en la menopausia, es tónico uterino y estimulante del parto. Reduce los dolores producidos en la menstruación.

¿Cuándo y cómo tomar jazmín?

En infusión: Usa 4-6 flores en una taza de agua caliente, deja infundir durante 5 minutos y tómala 2-3 veces diarias para aliviar el estrés, la tensión o depresiones leves. Se puede tomar fría o caliente. La raíz en infusión en ayunas sirve para matar los parásitos intestinales, como la semilla de calabaza.

En aceite de masaje: Añade 1-2 gotas de aceite esencial a 5ml (1 cucharadita) de aceite de almendras, y aplícatelo en masaje para aliviar la ansiedad, el insomnio o la depresión. En reglas dolorosas o al principio del parto, se puede aplicar 20 gotas y 30ml de aceite de almendras en fricciones sobre el abdomen.

En aceite para el pelo: Añade 2-3 gotas de aceite esencial a 5ml (1 cucharadita) de aceite de almendras, coco u oliva, y aplícatelo en el pelo como mascarilla previa al lavado. Déjalo actuar 10-20 minutos, o durante la noche para un tratamiento profundo, que dejará el cabello hidratado.

Difusor: Utiliza 2-3 gotas de aceite esencial en un difusor para aromatizar los espacios o para problemas de impotencia o frigidez. Un masaje mutuo con 1-2 gotas de aceite de jazmín, en 5 ml o 1 cucharadita de aceite de almendras, previo al acto sexual es estimulante.

¡Espero que te haya servido la información, y que la incorpores en tu día a día!

Gisela Izard

www.elartedealimentarte.com

hola@elartedealimentarte.com

Tel. 696 980 091